Más exigencias tecnológicas y de habilidades blandas para el nuevo perfil del ingeniero minero

Más exigencias tecnológicas y de habilidades blandas para el nuevo perfil del ingeniero minero

Otra característica que debe tener el nuevo perfil del ingeniero minero es contar con el idioma quechua.

En la última edición del Jueves Minero, organizado por el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP), se analizó y debatió sobre el perfil del nuevo ingeniero minero.

Así, durante su exposición Christian Obregón, becarios del IIMP, sostuvo que como la transformación de la minería ha pasado de ser manual, mecanizada, telerremota y -actualmente- a trabajar bajo un modelo autónomo; exige contar datos.

“Lo importante de tener la mayor cantidad de datos es que tenemos mayor conocimiento y con eso tomamos decisiones en un escenario de menor riesgo. Entonces, la minería es una industria que no está ajena al riesgo; por ello cuando queremos optimizar sus procesos es importante tomar decisiones en un escenario de menor riesgo posible”, expuso.

En ese sentido, señaló que frente a un mundo digital se requiere tener sólidos conocimientos analíticos que permitan incentivar el pensamiento crítico, ser autodidacta y ser creativo.

“Tenemos que aprender a aprender es una característica importante en estos tiempos porque con la velocidad que avanza la tecnología no sabemos cuáles serán los nuevos puestos; entonces no podemos esperar a tener una formación académica para ese puesto; entonces deberíamos impulsar nuestras habilidades siendo autodidactas”, manifestó.

Asimismo, resaltó que, además de contar con capacidades técnicas –en las que incluye dominar idiomas extranjeros–, el nuevo ingeniero minero requiere contar con habilidades blandas como la capacidad de adaptabilidad.

“Como este mundo digital avanza a una velocidad rápida, necesitamos que el profesional sea flexible a estos cambios que podamos experimentar a nivel tecnológico y digital. Así como la colaboración y el trabajo en equipo; y definitivamente la comunicación. Hemos pasado de una comunicación presencial a una transición virtual; por ello, se debe optimizar la forma de cómo nos comunicamos”, comentó.

Por su parte, Yajaira Mosqueira, Ingeniera de Planeamiento de Antamina, enfatizó que las empresas siempre han impulsado el generar ideas entre su personal así como el adquirir tecnologías de adaptación; pero también sostuvo la necesidad de promover las habilidades blandas.

“Debemos ser conscientes que salir de nuestra zona de confort conlleva una curva en la cual no todos estamos listos o preparados para adaptarnos a esos cambios. Esto aplica para todo; es decir aprender nuevos cursos, adquirir nuevas habilidades, trabajar en minas más modernas. Y si bien las máquinas pueden hacer análisis predictivos, pero es nuestra humanidad es algo que siempre nos va a caracterizar y debemos reforzar; por ello, tenemos que reforzar nuestras habilidades blandas”, manifestó.

A su turno, Santiago González, Senior Mining Engineer Teck Resources de Canadá, indicó que el ingeniero minero tiene que explorar en adquirir habilidades transferibles a través de otras disciplinas.

“Trabajar con tecnología ya no es una opción ni alternativa; ya es una necesidad y realidad. Además, el ingeniero de Minas tiene que reinventarse y actualizarse. Se trata de un aprendizaje constante para seguir en el mercado laboral”, subrayó.

Mientras que para Eder Lagos, Superintendente de planeamiento mina Hudbay Perú, otra característica que debe tener el nuevo perfil del ingeniero minero es contar con el idioma quechua, debido a que muchas operaciones mineras se ubican en zonas altoandinas donde predomina esta lengua.

“Bajo mi experiencia, puedo decir que uno no va a aprender si es que no se equivoca; y eso puede ejemplificarse con el idioma inglés”, compartió Eder Lagos

Compartir contenido
Solicita informes!